El Capítulo México del IWF fue fundado por Luz Lajous en 1990 con el objetivo de crear una red de apoyos que promoviera el liderazgo femenino de las mujeres mexicanas a fin de compartir información, incidir en la generación de políticas públicas, establecer vínculos y alianzas, potencializar la presencia femenina y maximizar oportunidades de desarrollo desde una multiplicidad de voces.

Hoy agrupa a 130 mujeres líderes que participan en los ámbitos político, empresarial, científico, artístico y cultural de nuestro país. Las socias se reúnen de manera habitual para tener intercambios y profundizar en el conocimiento sobre diversos temas vinculados a las problemáticas nacionales e internacionales, o bien para escuchar y compartir la experiencia de otras asociadas.

En 2001, México fue sede de la conferencia internacional del IWF con el tema: Puentes para alcanzar una cultura de paz, dignidad económica y supervivencia global, con la participación de 440 socias provenientes de Bahamas, Canadá, Chile, Ecuador, Estados Unidos, Hong Kong, Inglaterra, Irlanda, Israel, Italia, Rusia, Singapur, Sudáfrica y Venezuela.

Entre otras distinciones para el Capítulo México cabe mencionar que Luz Lajous llegó a ser presidenta de la Mesa Directiva del IWF a nivel internacional, durante el periodo 2001-2003. En 2014, Olga Sánchez Cordero, quien fuera ministra de la Suprema Corte de Justicia, fue inscrita en el Hall of Fame, por su labor en torno a los derechos de las mujeres. Por otra parte, el capítulo mexicano ha tenido una amplia participación en el Fellows Program; desde 2004, veinte mujeres mexicanas han cursado con éxito ese programa y ahora son socias del IWF.